lunes, 29 de febrero de 2016

FRAMPTON LE QUITA EL INVICTO A QUIGG

Salvador Rodríguez
ESPN Digital

Un cierre frenético del ídolo local, Scott Quigg, no evitó que el irlandés Carl ‘Jackal’ Frampton tomara por asalto la Manchester Arena de Inglaterra y unificara en un gran combate los títulos de peso Supergallo avalados por la Asociación Mundial de Boxeo y Federación Internacional de Boxeo.
Luego de 12 episodios, Frampton se llevó tarjetas de 116-112 y 116-112, mientras que Quigg se llevó una por 115-113, para decretarse el triunfo por decisión dividida. Con este triunfo, Carl se quedó con marca de 22-0 con 14 nocauts y le quitó el invicto a Scott, quien se quedó con 31-1-2 y 23 nocauts.
Después de la pelea Frampton dijo que le encantaría subir a pelear a las 126 libras para buscar un duelo con el mexicano Leo Santa Cruz o el británico Lee Selby, ambos campeones del mundo en la división Pluma.
En medio de un ambiente sensacional, Frampton controló la primera mitad de la pelea con base en su educado y efectivo jab de mano izquierda ante un Quigg que ofreció pocas variantes para tratar de contrarrestar el control del irlandés.
Con el paso de los episodios más y más crecía la figura de Frampton que mostró la madurez necesaria y las habilidades para hacer suya la pelea, mientras que Quigg estuvo lejos de su mejor demostración, no se pudo quitar el jab y fue poco efectivo al ataque.
Para la segunda mitad de la pelea, Quigg trató de recuperarse en las tarjetas y buscó también el nocaut. Poco a poco soltó las manos y metió sólidos volados al rostro de Frampton que sufrió una fuerte andanada en los rounds 10 y 11 y hasta cerca estuvo de ir a la lona.
Sin embargo, la experiencia y buena condición de Frampton le permitieron aguantar el intercambio y al final salió de Manchester con los dos cetros mundiales y sin duda alguna la mejor victoria de su carrera ante un Quigg al que le pesó la presión de estar en casa, aunque dejó ver la posibilidad de buscar una revancha pronto.